domingo, 30 de septiembre de 2007

Revelación de las diez clases de tortura de la CIA—un registro de vergüenza en la historia de los derechos humanos


Revelación de las diez clases de tortura de la CIA—un registro de vergüenza en la historia de los derechos humanos

En el curso de interrogatorio, el preso es atado a una tabla de madera con la cabeza en alto y los pies abajo. La cara es tapada con un papel celofán, y después se le echa agua. En este momento, como la boca y la nariz están tapadas por el papel, el preso es obligado a confesar pensando que muere pronto por asfixia. Por regla general, el preso sólo puede soportar 14 segundos bajo esta tortura, y suplica clemencia.

Este tipo de tortura estremecedora como lo escrito arriba, denominado “water board”, es considerado por la CIA como lo más eficaz para la interrogación.

EEUU se proclama a lo largo del tiempo que es defensor de los derechos humanos en el mundo. Y con el menor motivo cesura a otros países por el mal tratamiento de presos. Pero en fechas recientes, la American Broadcasting Company dio un sonada bofetada a las autoridades norteamericanas. El 14 de septiembre informó que la CIA había suspendido el método de interrogación denominado “water board”, y reveló que después de los Atentados del 11 de Septiembre, la CIA y otros organismos de inteligencia norteamericana comenzaron a aplicar este método inhumano para investigar e interrogar a los sospechosos de terrorismo.

Los seguimientos de los medios de comunicación norteamericanos revelan que los organismos de inteligencia norteamericana como la CIA han ido muy lejos en arrancar confesiones a base de torturas. No se limitan en “water board”, tienen muchas otras opciones, como:

Agarrar la ropa de los presos para sacudirles con violencia.

Dar bofetadas a los presos para provocarles dolor e infundirles temor.

Golpear el abdomen de los presos. Algunos detectives de la CIA se han inspirado en las películas de lucha entre policía y bandidos. Golpean con violencia el abdomen de los sospechosos con una guía de teléfonos en intermedio, porque esto no deja huellas en la superficie del abdomen.

Obligar a los presos a estar de pie durante más de 40 horas con con los pies engrillados y las manos esposadas. Este tipo de tortura, al parecer simplista, es considerado como una de las medidas más eficaces para ejercer doble apremio espiritual y físico en los presos.

Encerrar a los presos en cámaras frías. Los presos están obligados a permanecer desnudos en cámaras de reclusión en una temporatura de 10 grados Fahrenheit, y se les echa incesantemente agua fría.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión es importante. Exprésala!!!