martes, 1 de diciembre de 2009

Una noticia, un referendo, un estilo, un prejuicio

¿Sabemos lo que es un minarete? Un minarete es la alta y esbelta torre que generalmente está situada en una de las esquinas de la estructura. La punta del minarete es siempre el punto más alto de las mezquitas que tienen uno, y a menudo el punto más alto del área circundante. El minarete más alto del mundo está situado en la Mezquita Hassan II en Casablanca, Marruecos.[42] Vea el video de Afpes





En Suiza, por ejemplo,  hay unos 4 minaretes, y esto ha pasado a ser una molestia para (según el referendo que han aprobado) la mayoría de los suizos.

Esta es la noticia:

"Los minaretes son una señal contra la integración", rezaba el lema del Partido Popular de Suiza (SVP), nacionalista conservador, impulsor de la propuesta que logró un fuerte apoyo del 57,5 por ciento en la consulta popular. Por el contrario, el presidente de los verdes, Ueli Leuenberger, consideró que el resultado es "no una bofetada, sino un puñetazo en medio de la cara de los musulmanes".


En Suiza hay cuatro minaretes. La prohibición debe ser incluida ahora en la Constitución del país, aunque algunas voces ya especulan con apelaciones contra la medida ante tribunales internacionales, puesto que podría estar vulnerando la libertad religiosa de los 400.000 musulmanes que viven en Suiza. Hasta hace pocas semanas, las encuestas otorgaban sólo un 37 por ciento de apoyo a la propuesta, e incluso dentro del SVP había críticos con la propuesta. El cambio de tendencia sigue siendo un enigma. Lo que sí queda claro es que los partidos subestimaron por completo el potencial explosivo de la votación.

El establishment ni siquiera reaccionó con decisión cuando se distribuyó el ya conocido cartel a favor de la prohibición, que muestra numerosos minaretes saliendo de la bandera suiza y flanqueados por una mujer cubierta por completo de negro. En algunas ciudades se prohibió, pero otras lo permitieron en defensa de la libertad de opinión. Los suizos, se afirmaba desde Berna poco antes de la votación, no se dejarían influir por una imagen así, sino que más bien reaccionarían con rechazo.

Luego que se dió a conocer el resultado de este absurdo referendo convocado por la ultraderecha europea, Suiza o su gobierno, no está muy claro, temen reacciones:

Reacciones como las que reseña esta web:

El resultado del referéndum ha desatado reacciones en contra en toda Europa, además de diversos grupos de derechos humanos y en general del mundo musulmán.



  • La Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH), Navi Pillay, calificó de "discriminatoria" la decisión de prohibir la construcción de minaretes en las mezquitas que se encuentran en Suiza.

"Dudé en condenar un voto democrático, admitió Pillay, pero no tengo ninguna duda en condenar la tendencia anti extranjera que ha caracterizado las campañas políticas en algunos países, entre ellos Suiza, lo que ha ayudado a producir resultados como éste", afirmó.

  • Miembros del Ejecutivo sueco, que actualmente preside la Unión Europea (UE), así como ministros de otros gobiernos de los 27 países comunitarios, criticaron con dureza la votación en referéndum que el domingo aprobó en Suiza la prohibición de la construcción de minaretes. "Creo en la libertad y no creo que podamos construir una nueva Europa sin el derecho a la libertad de expresión", dijo la ministra de Justicia sueca Beatrice Ask en el marco de una reunión de ministros de Justicia e Interior de la UE.


  • Francia, "escandalizada"


El ministro de Exteriores francés, Bernard Kouchner, se declaró "un poco escandalizado" por el apoyo de los suizos a la iniciativa de la derecha ultranacionalista. Para el ministro, es "una expresión de intolerancia" y "detesto la intolerancia".

También el ministro de Defensa, Herve Morin, expresó hoy su preocupación por lo ocurrido en Suiza porque, en su opinión, es inquietante el hecho de que el referendo se convierta en "un factor de populismo". Morin declaró que el referendo le parece bien pero que existe un "problema de forma" porque las cuestiones que se han planteado son complicadas.

La Relatora especial de la ONU para la libertad religiosa manifestó el lunes su "profunda inquietud" luego de la prohibición de los minaretes (torres de mezquitas) en Suiza, denunciando "una discriminación evidente contra miembros de la comunidad musulmana en Suiza".


El domingo, los suizos aprobaron en un referendum prohibir por amplia mayoría (57,5% de los votantes) la construcción de nuevos minaretes.

"Tengo profundas inquietudes respecto a las consecuencias negativas del resultado de esta votación sobre la libertad religiosa o de convicción de miembros de la comunidad musulmana en Suiza", declaró Asma Jahangir en un comunicado.

Esta prohibición en un país donde viven unos 400 mil musulmanes "equivale a una restricción injustificada de la libertad de manifestar su religión y constituye una discriminación evidente contra miembros de la comunidad musulmana en Suiza",


Un día después de este referendum -apoyado por el partido de derecha populista UDC, el más fuerte en el parlamento federal- la Relatora especial de la ONU destacó que dicha prohibición "nos recuerda que ninguna sociedad está a salvo de la intolerancia religiosa".
  • Ulemas marroquíes tildan de "extremista" la prohibición de minaretes en Suiza


    El Consejo Superior de Ulemas de Marruecos condenó hoy la decisión de los suizos de prohibir la construcción de nuevos minaretes y la consideró una manifestación de "extremismo y exclusión".

    Los doctores del islam marroquíes expresaron en un comunicado su "asombro" ante la aceptación de la iniciativa de la derecha ultranacionalista suiza que, de forma inesperada, fue aprobada ayer en referendo por el 57,7 de los votantes y por la mayoría de los cantones.

    "Esta postura es contraria a la imagen civilizada que los musulmanes tienen de Suiza", apuntaron en la nota difundida por la agencia oficial MAP, en la que también instaron a los "moderados" del país helvético a proponer alguna medida que anule la prohibición.

    "Los minaretes de las mezquitas, allá donde estén, constituyen los megáfonos encargados de llamar, cinco veces al día, a los valores de los que participa toda la humanidad", continuó el texto.

    En esa línea, la Organización Islámica para la Educación, las Ciencias y la Cultura (ISESCO), integrada por 16 países musulmanes y radicada en Rabat, mostró también su "sorpresa" ante esa determinación "contraria a la Declaración de los Derechos del Hombre y a la Alianza de Civilizaciones".

    Según la misiva de la ISESCO, los resultados de la consulta
    "exacerban los sentimientos de odio y hostilidad y acentúan la discriminación religiosa y racial", además de incitar a otros países a proceder de la misma manera.

  • Reflexión:
  • Es el siglo XXI. ¿Algo ha cambiado? La propaganda negra contra los musulmanes demuestra que estamos algo así como peor que en el siglo pasado. El miedo de los colonos blancos ingleses de USA cuando llegaron a América, sigue siendo la motivación primera. Por más diplomacia y mecanismos de integración internacional que poseamos, la discriminación basada en los prejuicios que ponen de relevancia organizaciones fascistas como la ultraderecha internacional ha marcado la pauta esta vez, haciendo que una mayoría de un país supuestamente "adelantado"como lo es Suiza, desprecie y condene una de las costumbres de los musulmanes (el burka, por ejemplo), o igualmente la construcción de mezquitas con sus respectivos minaretes. Seguimos igual, o peor.















     agregó.

    1 comentario:

    1. Un saludo camarada, muy interesante este articulo una vez mas me tome el atrevimiento de tomarlo para mi blog. Un Abrazo

      ResponderEliminar

    Tu opinión es importante. Exprésala!!!