lunes, 3 de mayo de 2010

¿Quién mató a Gloria Cuenca?

Por Luís M. González Ruiz

Rumores infundados, realidades paralelas y manipulaciones de hechos noticiosos han caracterizado al uso de los medios de comunicación a lo largo de la historia por parte de sus dueños y directivos. Para ilustrar esta afirmación, se puede nombrar un ejemplo icónico del poder de los medios de comunicación usados como instrumento de manipulación, como es el caso de la voladura en La Habana del USS Maine, hecho que desencadenó la guerra entre Estados Unidos de América y España a finales del siglo XIX y que fue atizada por William Randolph Hearst, primer magnate de la gran prensa, con dos propósitos, primero, brindarle una excusa al gobierno de USA ante la opinión pública norteamericana para justificar la intervención militar a Cuba y el segundo, vender más periódico.

Hoy en día, este ejemplo ha sido superado con creces por la actual manipulación de la mass media internacional y sus apéndices nacionales por medio de las tecnologías de información y comunicación, siendo Internet el medio principal. Las matrices de opinión de estas grandes cadenas son estratégicamente orquestadas para abonar el camino para cualquier intervención armada a países como Cuba, Irán, Corea del Norte, Bolivia y sobre todo Venezuela, que no están dispuestos a subyugarse al poder hegemónico del capitalismo mundial.

En el caso de Venezuela, en estos espacios mediáticos circulan con impunidad estrategias para golpes de Estado, difamaciones, guarimbas, además de falsas noticias sobre la muerte, no sólo de funcionarios del gobierno o comunicadores sociales afectos a la revolución bolivariana, sino también de personajes de la oposición de cierta relevancia como fue el caso de la periodista y profesora universitaria Gloria Cuenca.

En las últimas semanas, un portal web venezolano llamado Noticiero Digital, ha publicado en varias oportunidades noticias falsas sobre los asesinatos de Diosdado Cabello y Mario Silva. Sin embargo, los dueños de este medio no se conformaron con llegar hasta allí, sino que también arremetieron contra el comunicador social Jorge Amorín, poniendo de su autoría la noticia del fallecimiento de Gloria Cuenca, lo que lo convirtió en un blanco político de la ultra derecha, pues también publicaron direcciones y teléfonos de él y de sus familiares.

Los efectos en la sociedad de la manipulación mediática, la globalización y las tecnologías han sido temas de estudios e investigación en el campo de la comunicación social desde siempre. Son áreas trabajadas por profesionales de la talla de Ignacio Ramonet, Luis Brito García, Daniel Hernández, Elizabel Zafar, Marisabel Neuman, entre otros académicos, quienes han demostrado el inequívoco protagonismo de las élites económicas mundiales al tratar de imponer un tipo de pensamiento único e inmutable para impedir que otras corrientes humanistas y solidarias calen en la población.

¿Cuál fue la respuesta de la profesora de la Universidad Central de Venezuela, Gloria Cuenca? El pasado domingo 21 de marzo del presente año, publicó en el diario Últimas Noticias un artículo titulado Verdades amargas, donde argumenta, con un lenguaje post macartista, sobre “el uso de un tipo de propaganda neo marxista por parte de gente comunista con ética maquiavélica”, para crear angustia y zozobra entre las buenas personas de la sociedad civil y sus inmaculados medios de comunicación privados, es decir, el mundo al revés de Galeano.

Esto nos dice que sí, efectivamente murió parte de Gloria Cuenca, y quienes la mataron se llevaron por delante años de investigación comunicacional, mataron su visión humanista y su capacidad cognitiva de ver las realidades, su sensibilidad social y sobre todo la capacidad de análisis y contextualización de los hechos históricos y noticiosos donde todos somos protagonistas

¿Los asesinos? la Sociedad Interamericana de Prensa, CNN en español, Televisora Española, Globovisión, Venevisión, Radio Caracas Televisión, El País de España, el Mercurio, Cadena Caracol, El Nacional, El Universal, El nuevo País, Noticiero Digital y todos los demás integrantes de esa terrible maquinaria aniquiladora llamada medios masivos de comunicación privados. 

*PERIODISTA – PROFESOR UBV

umgonzalez@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión es importante. Exprésala!!!