martes, 28 de diciembre de 2010

Wikileaks publicará casi tres millones de documentos más sobre invasión en Irak


La página de Internet Wikileaks anunció este lunes que publicará “en breve” casi tres millones de documentos más sobre la invasión estadounidense en Irak, pese a las presiones de Washington.

“Se trata de una filtración siete veces mayor” que la última difusión registrada en octubre de este año. "Hay mucha presión desde hace meses, ayúdenos a mantenernos fuertes", indica la página de WikiLeaks.

El portal manifestó que
"en los próximos meses veremos un nuevo mundo en el cual la historia global será redefinida".

La información fue difundida en la cuenta de Twitter de Wikileaks, tras una orden de detención internacional por parte de un tribunal de Estocolmo (capital) Suecia contra el fundador del sitio Web, Julian Assange, supuestamente por “violación y agresión sexual”.

El pasado mes de octubre, el sitio Web, que publica informes anónimos y documentos filtrados con contenido sensible en materia religiosa, corporativa o gubernamental, difundió una información formada por 400 mil documentos sobre Irak y 77 mil sobre Afganistán.

La desclasificación de estos documentos han permitido descubrir cientos de casos de abusos de derechos humanos y crímenes por parte de militares estadounidenses durante la invasión de Afganistán en el año 2001 e Irak en el 2003.

Estas invasiones generaron una fuerte crisis humanitaria con abusos de derechos humanos, refugiados, hambre, mayor pobreza, la destrucción de valiosos tesoros arqueológicos, un incremento de la insurgencia y estallido de la guerra civil, como también daños a la infraestructura y privatización de los servicios básicos.

Asimismo, millones de personas han perdido la vida consecuencia de una sangrienta violencia ofensiva contra Irak y Afganistán por parte de tropas estadounidenses y británicas, junto con la colaboración de países como Australia, España, Dinamarca, Polonia, entre otras.

Tanto en la guerra de Irak como en la de Afganistán, el Gobierno de Estados Unidos ha gastado alrededor de 600 mil millones de dólares, así como en la seguridad de sus 700 bases militares que poseen en 130 países del mundo.

Fuente

lunes, 13 de diciembre de 2010

Los “Nobél” que no debieron ser, pero son y seguirán siendo…

Alfred Nobel inventor de la dinamita creó este premio para personas destacadas en “Fisica, Quimica; fisiología o medicina; Literatura y paz” afines con su ideología y chequera no para mi pueblo.

Aquí no hay deslumbramientos ni atinos en la selección del laureado, ya que esto obedece a una secuencia de novelones prefabricados por el imperio en cualquier parte del mundo y sobre cualquier tema, con tal de despistar o desviar la atención mundial en temas de trascendencia, como el no retiro de las tropas invasoras en Irak, Afganistán, la no devolución del islote de Guantánamo a Cuba Socialista, las bases en Colombia, la caída de sus “escuderitos” como los de Colombia; azuzando conflictos limítrofes entre Costa Rica contra Nicaragua; el golpe de Estado en Honduras; el bloqueo contra Cuba Socialista, la condena injusta contra los 5 antiterroristas o el desvelo por golpear con un golpe de estado a Venezuela Bolivariana.

Avergonzado y arrepentido, el químico Sueco por su enriquecimiento a través de la industria productora de la dinamita -y es que no es para menos- un día melancólico y cabizbajo aquel 27 de noviembre de 1.895, en el Club Sueco Noruego de parís firma -o mejor- plasma su voluntad creando el “Nobél” [1] (si, así con tilde al final) bien para resarcir el daño causado a la humanidad, o simplemente por su petulancia de figurar en los anales de la historia; mas no creo que haya sido para homenajear a haraganes, rufianes ni mucho menos proclives de la criminalidad, como esos personajitos de pacotilla que en la actualidad premiados por su “defensa de la paz” o de la mejor y mas envidiable escritura.

Da tristeza pensar que en un país neutral como Suecia se haga este tipo de reconocimientos desde el año 1.901cuando se entregara el de medicina.

Vargas Llosa como el san Obama, son premiados por su apología y puesta en practica la intromisión en los asuntos internos de cada país, de su propia soberanía contrariando el libre derecho a la autodeterminación de los pueblos, y no propiamente por su brillante carrera en defensa de las minorías étnicas, en contra de los conflictos raciales o por luchar contra la desigualdad social, o por lo deslumbrante de sus escritos, que además de la prosa, la rima y la semántica, vayan atarugados de mensajes en contra de la violencia..¡¡NO!!!, es justamente por todo lo contrario y si no veamos solo unas pocas palabras del bastardo ese del “laureado” Vargas llosa esta semana:
Padecemos menos dictaduras que antaño, sólo Cuba y su candidata a secundarla, Venezuela, y algunas seudodemocracias populistas y payasas, como las de Bolivia y Nicaragua. Pero en el resto del continente, mal que mal, la democracia está funcionando, apoyada en amplios consensos populares, y, por primera vez en nuestra historia, tenemos una izquierda y una derecha que, como en Brasil, Chile, Uruguay, Perú, Colombia, República Dominicana, México y casi todo Centroamérica, respetan la legalidad, la libertad de crítica, las elecciones y la renovación en el poder

Que pedazo de bastardo ese. Populista y payasa será su idiosincrasia como la del mejor payaso escapado del circo chanchiras, sin salarios ni renombre por su pirrica creatividad teniendo que valerse de lo dictado por su amo el imperialismo norteamericano.


A mi pueblo no debe importarnos quien sea el galardonado con esa farsa de reconocimientos, lo que si preocupa es que deslumbrados por una posible postulación a ser premiados con dineros sucios, teñidos de sangre, aparezcan los “lentejuelos” ahora posando de nobeles cuando debiéramos si crear un premio, para defensores de la paz y otras especialidades, con dineros propios de nuestro pueblo y de Gobiernos Soberanos como inicialmente pudiera hacerlo el ALBA, donde quepan nuestros lideres e irreprochables candidatos y candidatas.

Nunca, con ese capital proveniente de criminales e ideologías extrema de extrema derecha, serán reconocidos a defensores de los Derechos Humanos, mas que a aquellos impostores representantes de las grandes oligarquías, que ahora cuando la justicia esta que los atrapa, entonces lloran y acuden a ONG’s que antes endilgaban de “terroristas” a denunciar que les están “violando” sus DD-HH, y ahí mismito para encubrirlos, los “laurean” como nobél de equis cosa.

Así, no se me atortolen, pero no sería raro que en un futuro muy reciente, escuchemos las nominaciones o entrega de las medallas de Nobél a un Uribe Vélez por defender los derechos humanos de los corruptos,, narcoparamilitares, asesinando a los “terroristas” de mi pueblo Colombiano; a Pinochet, que por defender a la ITT y demás, asesino a Salvador Allende en Chile; a un Fujimori, de Perú; a Videla; o al Sionista Israelí Jair Klein por entrenar y dotar a criminales en Colombia y otras partes del Mundo; aparecerá en los nominados, un Luís Alberto Posada Carriles, quien para defender a su amo yankeelandia, asesinó a inocentes en un viaje aéreo y siempre atentando contra Venezuela; aparecerá el Carmona Golpista en el año 2.002; el Goriletti, quien cumpliéndole a su amo del pentágono, depuso a Manuel Zelaya en Honduras o simplemente a cualquiera de los “desmovilizados” comandantes paramilitares en Colombia, por estar “diciendo la verdad y haciendo la reparación a sus victimas”, por eso ahí tendremos siempre esa farsa de “nobeles” por hacer justamente lo contrario de lo que mi querido Juan pueblo anhelara en defensa de la Paz, por una Vida Digna,

No es raro entonces el pronunciamiento del engreído Vargas Llosa, pues está cumpliéndole a su amo y sabe a la perfección que con esta “envestidura de Nobél”, muchas puertas se le abrirán facilitándole así, mucho mas su husmeadeara e intromisión de su amo en los asuntos internos de los pueblos

Así le duela a ese trasnochado y mediocre politólogo ahora del Vargas Llosa, las únicas democracias en centro y sur América, son aquellas que el tanto odia, y es justo comenzando después de la de Cuba Socialista, la de Venezuela Bolivariana, Nicaragua, Ecuador; Bolivia entre otros, a diferencia de las dictaduras con democracias disfrazadas, como la de Colombia que tanto añora la del Perú o la de Panamá.

J. Manuel Arango C.
Director, Editor.
Red Independiente de Comunicación Alternativa CLARIN de Colombia
de la Asociación para el Fomento, Desarrollo e Integración Social ASFODIS

domingo, 12 de diciembre de 2010

Cancún, Cambio Climático y WikiLeaks


Por Amy Goodman

Cancún, México. Esta semana, se llevan a cabo aquí en Cancún, bajo el auspicio de las Naciones Unidas, negociaciones de vital importancia para revertir el calentamiento global provocado por los seres humanos. Se trata de la primera reunión de gran importancia desde el fracaso de la Cumbre de Copenhague del año pasado y se desarrolla al término de la década más calurosa de que se tenga registro. Aunque es mucho lo que está en juego, las expectativas son muy pocas y según hemos sabido gracias a los cables diplomáticos clasificados publicados por WikiLeaks recientemente, Estados Unidos, el mayor contaminador de la historia del planeta, está involucrado en lo que un periodista ha llamado aquí “un negocio muy, muy sucio.”

Un negocio sucio de verdad. El año pasado en Copenhague, apenas arribó a la ciudad, el Presidente Barak Obama logró aislar del resto de la cumbre a un grupo selecto de países, al que sólo se podía acceder con invitación, para negociar lo que se dio a conocer como el “Acuerdo de Copenhague.” Este acuerdo esboza un plan para que los países “se comprometan” públicamente a reducir las emisiones de carbono, al tiempo que aceptan comprometerse a algún tipo de proceso de verificación. También, según este acuerdo, los países ricos y desarrollados se comprometerían a pagar miles de millones de dólares a países pobres en vías de desarrollo para ayudarlos a adaptarse al cambio climático y para que tengan economías basadas en energías ecológicas en su camino hacia el desarrollo. Puede que esto suene bien, pero en realidad el acuerdo fue diseñado para reemplazar al Protocolo de Kyoto, un tratado vinculante a nivel mundial que cuenta con más de ciento noventa países signatarios. Llama la atención que Estados Unidos nunca lo haya firmado.

Los cables del Departamento de Estado estadounidense publicados por WikiLeaks ayudan a esclarecer lo que sucedió. Uno de los principales críticos de los países desarrollados en la etapa previa a la cumbre de Copenhague fue el Presidente Mohamed Nasheed de la República de Maldivas, un país formado por pequeñas islas en el Océano Índico, quien finalmente suscribió el Acuerdo de Copenhague. Un memorando secreto del Departamento de Estado de EE.UU. filtrado a través de WikiLeaks, fechado 10 de febrero de 2010, resume las consultas que hizo el entonces recientemente nombrado embajador de Maldivas en Estados Unidos, Abdul Ghafoor Mohamed. El memorando informa que durante su encuentro con el enviado especial adjunto de Estados Unidos para el cambio climático Jonathan Pershing, el embajador dijo:

“A Maldivas le gustaría que los países pequeños como Maldivas que están en la primera línea del debate sobre el cambio climático, reciban una ayuda concreta por parte de las economías mayores. De esa manera, otros países se darían cuenta de que pueden obtener ventajas a partir de su expresión de conformidad”. Mohamed pidió cincuenta millones de dólares para desarrollar proyectos tendientes a proteger Maldivas del aumento del nivel del mar.

Pershing figura en un memorando relacionado al de Maldivas, y fechado una semana después, que refiere a una reunión que tuvo con Connie Hedegaard, Comisaria Europea de Acción por el Clima que desempeñó un papel clave en Copenhague, al igual que ahora en Cancún. Según el memorando “Hedegaard sugirió que los países de la Alianza de Pequeños Estados Insulares (AOSIS, por sus silgas en inglés) ‘podrían ser nuestros mejores aliados’ ya que necesitan financiamiento.” En otro memorando, fechado 17 de febrero de 2010, se informó que “HEDEGAARD respondió que debemos hacer algo respecto a los países que no cooperan, como Venezuela o Bolivia.” Las declaraciones provenían de una reunión con el Asesor Adjunto de Seguridad Nacional para Asuntos Económicos Internacionales Michael Froman. El memorando continúa diciendo: “Froman estuvo de acuerdo en que necesitamos neutralizar, cooptar o marginar a estos y otros países como Nicaragua, Cuba o Ecuador.”

El mensaje es claro: Si juegan con Estados Unidos, recibirán ayuda. Si se oponen, recibirán castigo.

Aquí, en Cancún, pregunté a Jonathan Pershing y al principal negociador estadounidense y enviado especial para el cambio climático Todd Stern acerca de los memorandos y acerca de si el papel de Estados Unidos equivalía a soborno o democracia:

"Se discute mucho aquí, dentro y fuera de la cumbre, acerca de la coerción que se ejerce tanto para que los países firmen el acuerdo como para castigar a aquellos que no lo firman, como Bolivia y Ecuador. La pregunta que va y viene es: ‘¿Esto es soborno o democracia?’ ¿Qué podemos esperar de esto? ¿Cuáles son sus comentarios acerca de las publicaciones de WikiLeaks?”

Stern respondió: “Acerca de las publicaciones de WikiLeaks, en sí mismas, no tengo comentarios, es la postura del gobierno de Estados Unidos. En relación a su pregunta más amplia, le contaré una breve anécdota. Ha de recordarse una de las intervenciones más enérgicas, elocuentes y fuertes de la noche final de la Cumbre de Copenhague del año pasado, cuando el ministro de Noruega, Eric Solheim, se puso de pie tras haber sido acusado directamente de que Noruega incurría en soborno por ser tan generosos en sus contribuciones de asistencia para paliar los efectos del cambio climático. Solheim se puso de pie y dejó sin argumentos a quien había sugerido tal cosa, al decirle que no podía, por un lado, pedir ayuda y exponer una sólida causa legítima de necesidad de asistencia por el cambio climático; y por otro lado darnos la espalda y acusarnos de soborno. Si desean acusarnos de soborno, eliminemos entonces la causa de cualquier acusación de soborno, eliminemos el dinero. Estuve completamente de acuerdo con él en ese momento y lo sigo estando ahora.”

Le pregunté: “Entonces ¿qué sucede con los países que fueron castigados? Bolivia y Ecuador...”

Y Stern dijo: “Pasemos a la próxima pregunta.”

El moderador dijo: “Creo que pasaremos a la próxima pregunta, por este otro lado de la sala...”

Sí, esta pregunta se refería a los países a los que Estados Unidos retiró el dinero de asistencia destinado a minimizar los efectos climáticos, como Ecuador y Bolivia, por oponerse al Acuerdo de Copenhague. Tanto él, como Pershing, como el moderador ignoraron la pregunta.

Sin embargo, Pablo Solón, embajador de Bolivia para las Naciones Unidas, sí tiene una respuesta. Solón dijo que los hechos hablan por sí mismos: “Sólo puedo referirme a los hechos, porque una cosa que puedo decir respecto a las publicaciones de WikiLeaks es que no contienen hechos, por tanto no quiero juzgar a ningún país en base a eso, pero lo que les puedo asegurar es que han cortado la asistencia a Bolivia y Ecuador. Eso es un hecho. Además lo dijeron muy claramente: ‘Vamos a cortarla porque ustedes no apoyan el Acuerdo de Copenhague.’ Y eso es chantaje.” El Embajador Solón no se muestra optimista respecto al resultado de las negociaciones que se desarrollan en Cancún.

Solón dijo:
“Los compromisos que se plantean en este momento implican un aumento de la temperatura de cuatro grados Celsius. Eso es una catástrofe para la vida humana y para la Madre Tierra”.

————————–

Denis Moynihan colaboró en la producción periodística de esta columna.